Dietas alternativas: libre de gluten y keto

Actualizado: feb 19

Actualmente están de moda algunas dietas alternativas como la dieta libre de gluten o la dieta "keto". Sé que muchos de ustedes las han escuchado y tal vez las han consumido, pero ¿tienen claridad de lo que son? ¿saben qué nutrientes o grupos de alimentos eliminan o limitan? Pues si no lo saben, este artículo les ayudará a resolver estas dudas para que tomen sus propias decisiones bajo un fundamento confiable.


Usualmente, las dietas alternativas surgen a partir de alguna necesidad de salud específica como es el caso de las dos que vamos a analizar esta vez. La dieta libre de gluten surge como tratamiento para las personas que sufren de enfermedad celíaca, en donde el consumo de gluten genera daños en su intestino. Por otro lado, la dieta keto o cetogénica, se utiliza para tratar la epilepsia o la obesidad mórbida sólo en caso de que la persona requiera intervención con cirugía bariátrica.


Como pueden darse cuenta, estas dietas no fueron diseñadas con el objetivo de generar pérdida de peso regular o de promover una alimentación saludable, así que pongan mucha atención a las características de cada uno de estos regímenes para que puedan sacar sus propias conclusiones.


Dieta libre de gluten: El gluten no es ningún componente perjudicial para la salud. Se trata de un conjunto de proteínas que tienen algunos cereales como el trigo, el centeno y la cebada.

Si eliminamos el gluten de nuestra dieta, esto implica que debemos dejar de consumir la mayoría de panes, galletas, tortillas, pastas y muchos otros alimentos derivados de estos cereales. ¿Que si esto es una práctica saludable? desde mi punto de vista NO. Estos cereales y sus derivados son saludables y más si los consumes integrales, por lo tanto, si no padecemos enfermedad celíaca, no encuentro una razón de peso para eliminarlos de la dieta. Lo que si es importante es que controlemos la porción que consumimos para no ingerir un exceso de carbohidratos y ganar peso indeseado.


Dieta keto: Se caracteriza por un aporte de grasa superior al 70% y un aporte de carbohidratos menor al 10%. Este consumo lo que genera es que el cuerpo inicie un estado llamado cetosis que genera pérdida de grasa en corto tiempo. Sin embargo, es importante tener en cuenta que los carbohidratos son nuestra principal fuente de energía y además principal "alimento" para el cerebro, por lo tanto, no recomiendo restringir su consumo a ese extremo. Además, si este tipo de dieta se hace por un tiempo limitado, ejemplo 1 o 2 meses, en el momento en que se reincorporen los carbohidratos al consumo diario, probablemente se genere un efecto rebote y los kilos perdidos se recuperan.


Como siempre reitero, la clave está en el equilibrio, todos los nutrientes incluidos las grasa y carbohidratos son indispensables para la salud. Es cierto que cada individuo tiene necesidades específicas pero como consejo general, les recomiendo consumir una dieta con una distribución aproximada de: 20% proteína, 25% grasa y 55% carbohidratos.


En foody.com.co podrán encontrar platos saludables para todos los gustos, objetivos y necesidades.


Si quieren seguir aprendiendo y mejorando su estilo de vida con Foody, los invito a que diligencien este corto formulario https://foody1.typeform.com/to/hVSkpE para recibir nuestras notificaciones y ser los primeros en enterarse de los contenidos y las novedades que tenemos para ustedes.


Alejandra Reyes - Nutricionista Foody


0 vistas